Regresar 21 may 2020 .

Cómo minimizar el impacto de factores externos a tus inversiones

Cómo minimizar el impacto de factores externos a tus inversiones

¿Ésta es tu primera vez invirtiendo? Sabemos que este proceso puede parecer algo intimidante, especialmente al tener que seleccionar un modelo de inversión que te otorgue la mayor seguridad y confianza, pero que también te permita ver rendimientos significativos.

Cuando se realiza una inversión, es vital tener en cuenta factores externos que puedan afectar su desempeño. Algunos de éstos pueden ser la inflación, los cambios en tasas de interés, acontecimientos sociales y políticos, e incluso sucesos inesperados como la pandemia que atravesamos actualmente.

Entonces, ¿qué podemos hacer para reducir el riesgo que representan todos estos factores en nuestra inversión?

 

¿Qué tan riesgoso es invertir? 

Primero que nada, es importante saber que toda inversión conlleva un riesgo, en algunos casos más que en otros, ya que la mayoría de ellas dependen de factores externos. Pero está en nuestras manos minimizar este riesgo para recibir el mayor rendimiento de nuestra inversión. Si inviertes inteligentemente, las ganancias serán mucho mayores al riesgo.

Un ejemplo de una inversión riesgosa son las acciones en la bolsa de valores. Incluso si se elige el proyecto con precaución, toda empresa puede experimentar una caída inesperada, producto de una cantidad infinita de posibilidades. Ninguna empresa, por más grande que sea, está libre de riesgo por factores externos.

De la misma forma, los CETES u otros bonos ofrecen la ventaja de invertir cantidades pequeñas; sin embargo, también existe el riesgo de tener una pérdida al llegar su vencimiento, si la inflación es mayor a la ganancia. No hay una manera exacta de garantizar un buen ROI. Lo mismo es aplicable al mercado de divisas y a muchos otros más.

Es por ello que, para reducir el riesgo de tu inversión, es necesario elegir con precaución los proyectos en los cuales depositarás tu dinero. Pero esto no tiene por qué desalentarte. Te compartimos algunos sencillos consejos a considerar.

 

Consejos para realizar inversiones de bajo riesgo

  • Investiga y conoce todas las opciones disponibles.
  • Elige un modelo de inversión que sea tanto estable como rentable.
  • Fíjate en proyectos que ofrezcan una gran plusvalía sobre el monto de inversión.
  • Escucha las opiniones de expertos.

 

Maneras de minimizar el riesgo de tu inversión

Es verdad que existen muchas maneras de reducir el riesgo de una inversión, pero no todas brindan un retorno óptimo, y esto es crucial para alcanzar el éxito de cualquier proyecto.

Por ejemplo, si inviertes en cuentas de ahorros, tendrás la certeza de mantener tu dinero seguro, pero no recibirás ninguna ganancia por encima de tu inversión. Esto no es nada recomendable cuando el objetivo de invertir tu capital es generar rendimientos.

Mientras tanto, la inversión en bienes raíces brinda toda la seguridad al depositar tu capital, ya que el valor de una propiedad no depende de ningún factor externo y, a diferencia de las cuentas de ahorro, sí se recibe un retorno de inversión

Al adquirir bienes raíces, puedes estar seguro que la cantidad invertida dará frutos. Esto es gracias a que un bien inmueble tiene amenidades propias que le dan valor, al ser una propiedad física que se puede aprovechar para diferentes funciones. 

Además, se puede disfrutar de una alta plusvalía al elegir la zona correcta. Ésta es una manera inteligente de aprovechar de los factores externos para aumentar el valor de la inversión. Si se adquiere una propiedad en una zona en desarrollo o cerca de sitios de interés, se podrá acumulará valor con el desarrollo del entorno.

Por otro lado, la inversión en oficinas y espacios de trabajo ocupa el 25% del mercado inmobiliario en México y la demanda continúa en alza, por lo que quizás ésta sea la opción más indicada para invertir en bienes raíces.

invertikal-factores-externos-inversiones

 

Conclusión

Al aventurarnos en el mundo de las inversiones, puede surgir el temor ante el riesgo de vernos afectados por toda clase de factores externos. Si bien toda inversión constituye un riesgo, pueden realizarse simples acciones que ayuden a minimizarlo y a mantener nuestro capital a salvo.

Pero no sólo es necesario seleccionar modelos de inversión de bajo riesgo, sino que también debemos verificar que el proyecto elegido nos garantice rendimientos óptimos que nos brinden un retorno de inversión, para que la inversión no se realice simplemente como fondo de ahorro.

Para ello, lo más recomendable es invertir en el sector inmobiliario, ya que una propiedad inmueble es altamente segura, al no depender de factores externos para adquirir valor y al otorgar una alta plusvalía con el paso del tiempo. Un sector de gran oportunidad para la inversión dentro de éste mercado es el de oficinas y espacios corporativos.

Venta de oficinas en Cancún